Las cripto-estafas son la peor pesadilla de todo inversor. Conoce las señales de advertencia.

Glosario del contenido del artículo:

Comienza ahora a invertir en las mejores criptomonedas en una plataforma regulada y segura 100%

Introducción

Caer víctima de una estafa de bitcoin desencadena humillación, ira, frustración y sobre todo, pérdida financiera. La buena noticia es que si te tomas el tiempo de educarte sobre la forma en la que operan los estafadores y aprendes a detectar cualquier signo, podrás evitar a esos depredadores sin escrúpulos con bastante facilidad.

Por ser la criptomoneda más conocida del mundo, el bitcoin es el punto de partida para muchos recién llegados al terreno del dinero digital.

Todos estamos familiarizados con las historias de las fenomenales ganancias obtenidas por los pioneros y expertos comerciantes, hechos que sumados al  historial de extremos altibajos de la moneda, han cimentado su reputación de tener un gran potencial para generar ganancias fabulosas.

Pero al igual que sucede con cualquier otra área del emprendimiento humano, en donde hay novatos hay estafadores dispuestos a aprovechar su falta de experiencia, y lamentablemente en algunos casos, a aprovechar su codicia.

En este artículo te mostraremos cómo los bitcoin pueden ser robados, te daremos algunos consejos sobre cómo detectar a un estafador y finalmente conocerás los tipos de estafas más comunes. Así mismo, también enseñaremos qué señales de advertencia debes buscar y te daremos algunos consejos sobre cómo negociar con criptomonedas de manera segura, para que no caigas en las trampas de los que quieren poner sus sucias manos en tu dinero.

¿Estás listo? Comencemos.

¿Cómo y por qué pueden robarme mis bitcoins?

El hecho de que las criptomonedas puedan ser robadas, y en muchos casos con bastante facilidad, a menudo resulta desconcertante para los recién llegados.

¿No se supone que el sistema es seguro? Lo primero que hay que entender es que las cuentas están almacenadas en un libro mayor al que no se puede acceder porque está bloqueado por criptografía irrompible, y tampoco puede perderse porque su contenido está distribuido, lo que significa que si algunos servidores se queman o algunas computadoras se dañan, todavía hay muchos lugares con una copia de tu cuenta.

Con el fin de incrementar aún más la seguridad de sus usuarios, la red de Bitcoin y las otras criptomonedas no utilizan los nombres propios como método de identificación, sino que emplean una enorme cadena de números.

Si alguien quiere realizar cambios en tu cuenta, esa persona necesita tener acceso a tu clave privada, y estamos hablando que esa clave o contraseña no es el tipo “contraseña123” o “Miprimernombreyfechadecumpleaños”.

No, es otro número largo que forma parte del esquema irrompible de criptografía. Si deseas saber más sobre bitcoin y cómo funciona, nuestra guía completa te dará toda la información que necesitas.

El problema como con la mayoría de las cosas, no radica en la tecnología sino en las personas que la usan. Al ser el criptosistema irrompible, la mayoría de las estafas dependen de lo que TU hagas, ya que de forma voluntaria o sin saberlo, entregas las contraseñas o hasta depositas bitcoins directamente en la billetera del estafador.

Las cripto-estafas pueden parecer sofisticadas y tecnológicamente avanzadas, pero una vez que revisas un poco, te darás cuenta que no son más que los mismo esquemas de fraude empleados por los tramposos desde que Ug le vendió a su compañero cavernícola Og, un collar garantizado para repeler los ataques de los tigres dientes de sable. Así es como lo hacen.

Las cuatro estafas más comunes de bitcoins

Estafas en redes sociales

El 15 de julio de 2020, unos piratas informáticos lograron apoderarse de alrededor de 130 cuentas de Twitter de alto perfil, y entre ellas se encontraban las de celebridades famosas como Elon Musk, Barack Obama, Bill Gates, Kim Kardashian y Kanye West. Una vez logrado el control administrativo de las cuentas, lanzaron lo que parecía ser un sofisticado fraude.

Los piratas instaron a los seguidores a enviar bitcoins a una cuenta específica, prometiendo que duplicarían todas las contribuciones y donarían el dinero a organizaciones benéficas, como parte de un fondo de ayuda para aliviar los estragos del Covid-19.

Si bien el fraude se notó rápidamente, los estafadores recibieron alrededor de 400 contribuciones por valor de $121,000 dólares. Aunque posteriormente fueron detenidos y acusados, este hecho demostró lo fácil que es engañar a la gente, incluso cuando se recurre a lo mejor de la naturaleza humana en lugar de usar como incentivo la codicia.

El método de esta estafa es el más común en las redes sociales, especialmente en Twitter y Youtube. Normalmente los fraudes involucran cuentas falsas que se hacen pasar por usuarios de Twitter de alto perfil como Elon Musk, y aducen estar realizando un sorteo entre sus seguidores.

Es entonces cuando solicitan que se les envíen criptomonedas a una dirección digital y les prometen que recibirán un retorno con una cantidad mayor. Una vez que el dinero es enviado, es casi imposible que las víctimas recuperen sus fondos ya que generalmente los estafadores hacen movimientos rápidos a través de varios intercambios, desapareciendo así tu inversión.

¿Cómo evitar esta estafa en las redes sociales?

A riesgo de sonar un poco duro e insensible, la regla es bastante simple: No seas idiota.

Cuando te detienes a pensar en ello, ¿por qué alguien como Barack Obama o Elon Musk quiere darte dinero gratis o usar las redes sociales para donar a organizaciones benéficas?

Lo mismo pasa con cualquiera que afirme que todo lo que le envíen se les regresará duplicado.

Recuerda que el mundo simplemente no funciona de esa manera. Si te sientes caritativo, haz una donación a una organización benéfica local que se encuentre debidamente registrada, pero si te sientes codicioso, tal vez el comercio cifrado no sea inicialmente una buena idea.

Fraudes en el monedero

Solo aquellos que cuentan con memoria fotográfica están en capacidad de recordar la larga y compleja contraseña creada para proteger su dinero, por lo que la mayoría de las personas necesitan un lugar para almacenar sus datos de acceso de forma segura.

Un monedero de criptomonedas es un dispositivo como una memoria USB en donde se almacenan las contraseñas, pero claro, este dispositivo es tan seguro como la contraseña que lo protege, hecho que se convierte en el caballo de troya de los estafadores.

La estafa más común involucra a un revendedor intermediario que se asegura de que la monedero esté preconfigurada con una frase inicial, la que se supone es su clave de seguridad.

Una vez que se usa la billetera, los estafadores también obtendrán acceso a ella, y por lo tanto los bitcoin desaparecerán. Entonces, ¿por qué alguien compraría una billetera a un revendedor? Pues porque a menudo son más baratas y entregadas mucho más rápido que las originales. Además los estafadores también crean falsos listados en sitios como eBay y Amazon para crear la apariencia de ser legítimos.

Cómo evitar esta estafa en el monedero

Siempre compra un monedero directamente de un fabricante confiable en lugar de hacerlo a un intermediario o a través de sitios de listados. Como una capa adicional de seguridad, cambia el pin de acceso o la contraseña antes de colocar cualquier criptomoneda en tu billetera.

Corredores no regulados y plataformas de criptomonedas.

A medida que las criptomonedas se volvieron más comunes, corredores y plataformas de inversión virtuales comenzaron a proliferar. Con la gran competencia desatada por obtener el dinero de las comisiones cobradas a los usuarios, han comenzado a surgir algunas operaciones turbias que buscan atraer al público a través de grandes descuentos y bonificaciones de registro que resultan bastante tentadores para los nuevos usuarios, quienes no reconocen que lo ofrecido es demasiado bueno para ser verdad.

Una vez que los cripto-estafadores obtienen el dinero, posiblemente la persona verá que se encuentra sujeta a un tipo de tarifa que genera una ganancia imposible, o  que retirar el dinero es un ciclo sin fin de frustración y fracaso. O peor aún, algunos de estos maestros del engaño simplemente desaparecen con el efectivo.

Cómo evitar esta estafa

Asegúrate de elegir una plataforma regulada con un sólido historial de transacciones y que tenga muchas opiniones de usuarios disponibles públicamente en un sitio web de terceros como Trustpilot.

Registrarte con una plataforma nunca debe ser un proceso demasiado fácil puesto que deben seguir todos los protocolos contra el lavado de dinero (Anti-Money Laundering) y para conocer a su cliente (Know Your Customer). Si la organización elegida no te solicita una prueba seria de identidad ni realiza otras revisiones de seguridad, tu dinero no está seguro.

Pirámides o Esquema Ponzi

Este es el esquema clásico y maravillosamente simple que se alimenta de la codicia de la gente. El estafador establece un intercambio o corretaje que promete brindar fantásticas ganancias con sólo emplear conocimientos y habilidades comerciales especializadas.

Es posible que dudes un poco pero no te puedes resistir a la tentación de al menos probarlo, así que haces un pequeño depósito, y las ganancias se pagan tal como fueron prometidas.

Ya puedes verte bebiendo cócteles en un yate, así que vas con todo. Depositas una gran

cantidad y esperas ansiosamente tu pago, lo que nunca sucede. El estafador utilizó los depósitos iniciales de nuevas víctimas para crear la ilusión de legitimidad, y continúa aprovechando la ola de nuevos inversores ansiosos hasta que le es imposible atraer más, así que simplemente huye con el dinero.

Cómo evitar la estafa Ponzi

No. Seas. Codicioso. El comercio de criptomonedas no tiene una fórmula mágica que solo unas cuantas personas conocen. Es cierto que algunos comerciantes obtienen magníficas ganancias gracias a sus conocimientos y decisiones inteligentes, pero nadie puede generar constantemente un ROI del 30% cada mes, por poner un ejemplo.

Si algo parece demasiado bueno para ser verdad, puedes apostar tu vida a que es un engaño. En el 2019  los estafadores robaron $4.3 mil millones en dinero digital, de los cuales el 92% se logró mediante esquemas Ponzi. Utiliza sólo corredores o bolsas de valores regulados y de confianza, y realiza las operaciones tú mismo. Es mucho más divertido de esa manera y cuando obtienes una ganancia, te quedará la sensación de haberlo logrado.

¿Cómo me recupero de una estafa de bitcoin?

Desafortunadamente en la mayoría de los casos los bitcoin no se pueden recuperar. Los estafadores suelen tener un plan para mover el dinero robado muy rápidamente y ocultar todo rastro de él mientras lo hacen.

En muchos casos probar que has sido estafado puede ser algo difícil, y si la estafa no es muy grande, es posible que ni la policía ni las autoridades financieras muestren interés en perseguir al timador. Hasta cierto punto es preferible caer presa de una estafa masiva que de una personal.

LLegados a esta instancia, nuestro consejo es sencillo: prevenir es mucho mejor que curar.

Empieza por lo poco

Como en cualquier inversión, las criptomonedas conllevan el riesgo de perder parte de ellas o su totalidad. Nunca inviertas más de lo que puedes permitirte perder así que prueba antes de comprometerte demasiado. A medida que vayas adquiriendo experiencia, podrás empezar a detectar tendencias y realizar las transacciones adecuadas que te conduzcan a obtener ganancias. Investiga y lee toda la información que puedas.

Elige inteligentemente

Para aquellos a quienes les gusta adoptar un enfoque más conservador, les recomendamos que se queden con monedas más establecidas como el Bitcoin, o al menos al principio mientras se experimentan con las fluctuaciones buenas y malas. Su historia y adopción generalizada, le ha otorgado al Bitcoin estabilidad frente a las nuevas monedas, y además es más fácil de usar en el “Mundo Real” al permitir comprar bienes y servicios sin mucho esfuerzo.

Utilizar plataformas seguras y confiables como Kriptomat, te protegerá de muchas estafas y riesgos existentes.

Piensa con lógica

Como dice el viejo refrán – la comida gratis no existe, por lo tanto Barack Obama no quiere enviarte bitcoins después que tu lo hayas hecho, ni el comerciante con un sitio en internet pero sin dirección comercial o información de contacto te dará un retorno mensual del 30% de tu inversión.

Ni mucho menos la plataforma que uses diariamente cambiará su URL de .io a un .ru o .ke sin notificarle a sus usuarios extensamente y muchos meses antes. Tampoco te pedirán tu contraseña por correo electrónico o mensaje de texto, NUNCA.

Diviértete.

El comercio de criptomonedas y la gestión de tu cartera deberán ser agradables y gratificantes siempre que te mantengas alejado de los estafadores.

Comienza ahora a invertir en las mejores criptomonedas en una plataforma regulada y segura 100%

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.